coatza cambio

coatza cambio
Click aqui

Páginas

Se cumplen este viernes dos años del secuestro y asesinato del periodista Gregorio Jiménez


Redacción Coatza Digital

Coatzacoalcos.- Este viernes 5 de febrero se cumplen dos años de que fuera levantado por un grupo armado y posteriormente asesinado el periodista policiaco originario de Villa Allende, Gregorio Jiménez de la Cruz, quien trabajara para los diarios Notisur, La Red y Liberal del Sur.


El crimen, uno de los más de una decena que fueron cometidos en unos cuantos meses en toda la entidad contra comunicadores, causó de inmediato la reacción de los reporteros locales, que mantuvieron y fueron elevando el tono de sus protestas, con el apoyo de redes gremiales nacionales e internacionales, logrando que por primera vez un crimen contra un periodista tuviera eco en todo el mundo.
Lejos de dar la respuesta que debía, el gobierno de Javier Duarte de Ochoa se dedicó a asediar a los manifestantes, con una desmedida presencia policiaca, incluso tomándoles fotografías durante las marchas y plantones.
Sin embargo, el eco logrado en las organizaciones y sociedad civil, gracias a la penetración de las redes sociales, hizo primero que el gabinete de seguridad viniera a Coatzacoalcos supuestamente a escuchar a los comunicadores y luego a resistir los reclamos por la inacción de las autoridades para intentar recuperar con vida al compañero privado de su libertad.
Finalmente, el 11 de febrero, de acuerdo con la versión oficial del Gobierno estatal, el cuerpo de Goyo Jiménez fue encontrado muerto, decapitado y con huellas de tortura, en una fosa clandestina en Las Choapas y entregado a sus familiares en la morgue de Cosoleacaque.
Ese día, se vivió uno de los episodios más turbios de la relación entre el Gobierno del Estado y los reporteros, ya que en todo momento se impidió su trabajo. Se soltó la versión de que el gobernador vendría al aeropuerto de Minatitlán, donde los medios se concentraron con la esperanza de que Goyo fuera presentado con vida, y al final todo fue una distracción para apartarlos del movimiento del cuerpo que se hizo de Las Choapas a Cosoleacaque.
En torno al caso, la Fiscalía General del Estado detuvo a Teresa de Jesús Hernández Cruz, alias “La Tere” ó “La Güera”; Santos González Santiago, “El Many”; José Luis Márquez Hernández, “El Pony”; Jesús Antonio Pérez Herrera,  “La Yegua”; Gerardo Contreras Hernández, “El Gotzi” y Juan Manuel Rodríguez Hernández, “El Jumanji”.
En varias ocasiones los detenidos como presuntos responsables del crimen han estado a punto de quedar libres, debido a que han argumentado fabricación de pruebas y confesiones obtenidas a base de tortura, lo que si bien no les ha permitido dejar la cárcel sí ha arrojado dudas sobre la verdadera autoría del homicidio.
Descanse en paz, Gregorio Jiménez de la Cruz, a dos años de que fue arrancado de su hogar para ser brutalmente asesinado.