coatza cambio

coatza cambio
Click aqui

Páginas

Audio revela conversación entre el candidato mexicano Miguel Angel Yunes y su hijo sobre millonaria compra de inmuebles en Nueva York

*Ambos negaron que tuviesen intención de adquirir una propiedad en Nueva York para ellos. Omar Yunes Márquez asegura que se trató de un negocio para terceros, que al final no se concretó.


Estados Unidos.-Un archivo de audio al que tuvo acceso Univision revela una conversación entre el candidato a la gobernación mexicana de Veracruz Miguel Ángel Yunes Linares, y su hijo, el empresario Omar Yunes Márquez, en la que ambos discuten sobre una compra inmobiliaria en Nueva York por un monto cercano a los 58 millones de dólares.


“Es la 55, entre Park y Lexington. Este… el precio de venta. Tienen dos ofertas ellos ahorita: 55 y 58. Obviamente, pues se irían por la de 58. Entonces al menos habría que igualar eso. Y la única diferencia entre la nuestra y la de ellos es que actualmente ese inmueble está rentado. Están rentados dos de los inmuebles y dos que son de un mismo dueño los usan ellos para oficinas personales”, dice en la grabación filtrada el hijo del candidato de Veracruz.

“Entonces, en 58 la compra, las condiciones serían este viernes tenemos que presentar una oferta y poner, no sé si este viernes eso tengo que hablarlo ahorita con Lin, que me diga exactamente cuándo poner el 10% en un escrow en lo que haces tu due diligence”, agregó Omar Yunes al explicarle a su padre las condiciones del trato inmobiliario.

Univision conversó con ambos. Yunes Márquez visitó el canal este lunes y aseguró que se trataba de una operación inmobiliaria que no involucraba dinero de la familia, sino que era parte de un negocio para otros inversionistas que lideró en Estados Unidos a través de su empresa Atma Real Estate Development.

“Lo que yo hago es ser promotor inmobiliario, lo que en Estados Unidos llaman un developer (…). Lo que hacemos es buscar oportunidades de inversión, la viabilidad del negocio, ver que efectivamente se cumple con las expectativas de un inversionista (...), yo gano un fee por montar todo eso. Eso no significa que yo sea dueño de los proyectos", había explicado previamente en una conversación telefónica.

El empresario de 38 años aseguró que la conversación con su padre se centraba en un proyecto de 140 millones de dólares que lideró en 2014 para la venta de cuatro townhouses, de tres dueños distintos, que ofrecería a sus clientes en México. Pero el negocio, dice, no se concretó. “Ni siquiera están vendidos (...) Nunca se firmó un contrato”, dijo en Univision.

No obstante, durante la llamada telefónica, Omar Yunes le habla a su padre de que el negocio le podría generar una "rentita".

"Te estoy poniendo una renta de $83 mil (...) Al menos sí generaría una rentita. ¿No? Obviamente, nada bueno en cuanto a retorno, pero pues, la verdad, es que como sea te está generando ahí algo", dijo Yunes Márquez a su padre.

El hijo no explicó porqué, si el negocio que estaba preparando era para terceros, éste terminaría generando ganancias a su padre.

Luego, aclaró que cuando hablaba con Yunes Linares no era en calidad de cliente. "El 'te' es una forma de hablar, la tenemos muchos mexicanos. Al menos yo hablo así. Eso no significa que esté diciéndole 'oye, mete 58 millones de dólares'. Yo no tengo 58 millones de dólares y si los tuviera no lo estaría haciendo a mi nombre", enfatizó este lunes en Univision.

Consultado por Univision, Miguel Ángel Yunes Linares negó que tuviese intención de comprar una propiedad en esa ciudad estadounidense: “Es absolutamente falso, nunca he hablado de comprar un inmueble en Nueva York de 55 a 58 millones. Les rogaría que tomen nota de que estamos en una campaña electoral y que hay una guerra sucia terrible”.

Una lista de denuncias

El audio trasciende en medio de una serie de cuestionamientos contra el político por el origen de sus bienes y reportes que involucran a su hijo. Algunos medios mexicanos relacionaron a Yunes Márquez en la investigación periodística global de los Papeles de Panamá.

Las denuncias salen a la luz durante una agria campaña electoral por la gobernación de Veracruz, que ya Yunes perdió en una ocasión.

A mediados de 2012, Yunes Márquez pidió la elaboración de una estructura para un fideicomiso de nombre The Elysian Trust con el que, dice, esperaba asegurar el futuro de sus hijos. Sin embargo, según consta en los documentos del bufete panameño Mossack Fonseca, Yunes no llegó a firmar los documentos necesarios para la constitución del mismo, por lo que su expediente fue cerrado en 2013.

Contra Yunes Linares se han dado diversas denuncias. El exdirigente nacional del PAN Manuel Espino Barrientos presentó una acusación en su contra ante la Procuraduría en mayo de 2013. “El Ministerio Público federal, por mandato constitucional, debe recabar y verificar que el monto del desfalco perpetrado por Yunes a la nación supera los 3,000 millones de pesos”, dijo.

Al mostrar las declaraciones patrimoniales de Yunes, el político insistió en que sus ingresos como funcionario público entre 2003 y 2010 no alcanzarían a sumar “su inmensa y desproporcionada fortuna”.

En esos años, ocupó cargos públicos, como el de director del Instituto de Seguridad y Servicios Sociales de los Trabajadores del Estado (ISSSTE).

Un año después, en agosto, un grupo de 26 diputados presentó una denuncia ante la Procuraduría General de la República (PGR) en contra de Yunes por presunto desvío de recursos tras la filtración de una conversación.

Los vaivenes

Yunes es abogado de profesión, pero político en ejercicio desde 1969, cuando ingresó a las filas del PRI. Como priista fue diputado local en Veracruz y dos veces diputado federal. Por esos días trabajó hombro a hombro con la entonces coordinadora de la bancada, Elba Esther Gordillo, conocida por todos como “La Maestra”.

Ambos compartieron una fuerte alianza política que quedó registrada en fotos de celebraciones, debates, conversaciones en la cámara de diputados y cenas.

Pero la relación se rompió. En julio de 2011 Yunes denunció que Gordillo le exigió un pago de 20 millones de pesos mensuales para financiar el Partido Nueva Alianza (Panal) mientras él fue director del ISSSTE.

Panal fue fundado por la propia líder en 2003, luego de que fuera expulsada del PRI por confabularse con el presidente panista Vicente Fox para aprobar una reforma fiscal.

“Elba Esther quiso corromper al ISSSTE y yo no lo permití”, confesó Yunes en julio de 2011 durante una conferencia de prensa. “Ella no fue mi jefa. Nunca lo ha sido”, precisó.

Pero Gordillo no se quedó callada y lanzó la primera acusación de corrupción que fuera escuchada contra Yunes. En un comunicado aseguró que la investigación por presuntos actos de corrupción en el ISSSTE “compete a las autoridades”.

Días después en entrevista con el diario español El País, la líder sindical dijo: "Yunes se murió para mí. Él perdió. Tenía una buena amiga".

El año después de la salida de Gordillo del PRI, Yunes se movió al PAN, partido con el que aún está alineado y con el que presenta su segunda candidatura para la gobernación de Veracruz. Perdió la primera vez cuando Javier Duarte de Ochoa, del PRI, le sacó una ventaja de apenas 2.57%.

Elba Esther Gordillo, por su parte, fue detenida el 26 de febrero de 2013 tras ser acusada de desviar 2,600 millones de pesos del magisterio –que dirigió por más de 20 años– para su uso personal.

Miguel Ángel Yunes Linares asegura que no tiene más bienes que los que aparecen en su última declaración patrimonial de enero de 2016: una casa en Veracruz con muebles y accesorios por un valor de 3 millones de pesos y otra de 382,900 dólares en Miami, Estados Unidos; un yate modelo Tiara que le costó en 2005 unos dos millones de pesos y una camioneta Range Rover que compró de segunda mano en 2006 por 350,000 pesos; obras de arte equivalentes a tres millones de pesos; cuatro cuentas bancarias en México y un ingreso anual de 1,315,412 pesos.

“Yo no oculto, yo no engaño. Lo que está, está ahí”, dijo Yunes a Univision durante un acto de campaña este sábado.

Fuente: Univisión Noticias